vaginal rejuvenation questions

A medida que las mujeres envejecen y pasan por ciertas etapas de sus vidas, es muy común que muchas experimenten un cambio en sus cuerpos, incluyendo sus áreas vaginales. Sin embargo, muchas mujeres se sienten avergonzadas o incómodas con los cambios en la apariencia y la sensación. Los cambios en la región vaginal pueden ser provocados por muchos factores, incluyendo el embarazo, el parto, la fluctuación del peso y el proceso natural de envejecimiento. Las mujeres que no están contentas con estos cambios a menudo buscan el rejuvenecimiento vaginal.

El término «rejuvenecimiento vaginal» puede abarcar una amplia variedad de procedimientos quirúrgicos y no quirúrgicos. Estos tipos de procedimientos pueden ayudar a tensar el canal vaginal, así como a remodelar el área externa de la vulva.

Los procedimientos comunes de rejuvenecimiento vaginal son:

Quirúrgico

  • Labioplastia: Reducción de los labios menores internos
  • Vaginoplastia: Reparación de la laxitud vaginal eliminando el exceso de piel y reconstruyendo y tensando la pared vaginal
  • Reducción de la Capucha Clitorial: Remoción del exceso de piel que rodea el capuchón del clítoris
  • Labia Majoraplastia: Reducción de los labios mayores externos
  • Monsplastia: Reducción del exceso de piel y grasa en la parte frontal de la vulva donde crece el vello

No quirúrgico

  • Rejuvenecimiento vaginal con láser: Este procedimiento no quirúrgico utiliza la terapia láser para crear suavemente microlesiones diminutas que inducen la producción de colágeno, regenerando los tejidos vaginales y la pared
  • .

  • Rejuvenecimiento vaginal por radiofrecuencia: Los procedimientos de radiofrecuencia, como el sistema Geneve que utilizo en mi oficina, utilizan un dispositivo que proporciona un calentamiento volumétrico controlado para ayudar a estimular y rejuvenecer el tejido vaginal y los músculos
  • .

Ambos procedimientos no quirúrgicos utilizan el calentamiento para estimular los tejidos circundantes y pueden realizarse en el consultorio, y se ha informado que ambos mejoran la tensión vaginal y los problemas de incontinencia leve.

Como puede ver, hay muchas opciones cuando se considera el rejuvenecimiento vaginal. La mejor manera de decidir sobre un procedimiento o combinación de procedimientos es programando una consulta con un cirujano plástico certificado que tenga experiencia en estos procedimientos. Le sugiero que haga su investigación y prepare una lista de preguntas con anticipación para llevarla con usted como referencia. Investigar con anticipación le ayudará a usted y a su cirujano a definir sus metas y crear un plan para lograr los mejores resultados posibles. Para empezar, aquí hay cinco preguntas que te recomiendo que hagas en tu consulta de rejuvenecimiento vaginal.

¿Soy un buen candidato?

Esta pregunta guiará el camino para discutir algunas de tus mayores preocupaciones acerca de tu área vaginal. Las mujeres que están más preocupadas por el tamaño y la longitud de su área de la vulva pueden hacerlo mejor con una labioplastia o majoraplastia de labios, mientras que otras que experimentan una laxitud vaginal mínima pueden beneficiarse más con un procedimiento no quirúrgico como el de Ginebra. Este es también un momento para discutir sus hábitos alimenticios y de estilo de vida actuales. Vivir un estilo de vida saludable y activo le ayudará a obtener mejores resultados para su procedimiento.

¿Cuál es el tiempo de recuperación?

Planificar con anticipación jugará un papel vital en su tiempo de recuperación. Algunos procedimientos son más invasivos que otros, por lo que saber qué esperar y cómo debe prepararse ayudará a aliviar el estrés. Una vez que sepa qué procedimientos van a ser adecuados para usted, debe comenzar a planificar. Es posible que necesite programar tiempo libre, solicitar la ayuda de amigos y familiares mientras se recupera, así como preparar la comida para que su tiempo de inactividad sea mucho menos estresante.

¿Cómo se realizará el procedimiento?

Someterse a cualquier procedimiento médico puede traer ansiedad, pero discutir los detalles del procedimiento puede ayudar a aliviar cualquier preocupación que pueda tener. Su cirujano puede llevarlo paso a paso a través del proceso y responder cualquier pregunta que tenga a medida que avanza. Los procedimientos no quirúrgicos generalmente toman de 30 minutos a una hora y no se requiere tiempo de inactividad, mientras que una labioplastia puede tomar hasta una o dos horas para realizarse, así como de dos a cinco días para el tiempo de recuperación.

¿Cuáles son los riesgos?

Los avances y desarrollos actuales en cirugía plástica han hecho que muchos procedimientos sean mucho más seguros y efectivos. Sin embargo, cada procedimiento médico tiene algún grado de riesgo. Obviamente, la cirugía invasiva tendrá más riesgos que las opciones no quirúrgicas. Usted debe estar consciente de estos riesgos y discutir con su cirujano sus opciones para que esté bien informado y confiado en su decisión.

¿Qué tipo de resultados debo esperar?

Es importante ser realista y entender el marco de tiempo en el que se pueden ver los resultados y cuánto tiempo durarán estos resultados. Dependiendo del procedimiento, los resultados pueden ser inmediatos o pueden tomar hasta tres meses o más para ver los resultados finales. Los resultados también dependen de la genética de la mujer, el procedimiento específico elegido y su adherencia a la atención de seguimiento. Es importante discutir todo esto con su cirujano para que usted tenga expectativas realistas.

No se limite a estas cinco preguntas. Haga su investigación antes de la consulta y escriba todas sus preguntas para ayudarle a usted y a su cirujano plástico a diseñar un plan de tratamiento que pueda ayudarle a lograr sus objetivos personales.

Las opiniones expresadas en este blog son las del autor y no reflejan necesariamente las opiniones de la Sociedad Americana de Cirujanos Plásticos.

Author: admin